Si pensabas que el pan sólo servía para comerse… ¡vaya equivocación!

Si pensabas que el pan sólo servía para comerse… ¡vaya equivocación!

Así es, el pan es más que un delicioso alimento, es una herramienta útil para tantas cosas que te vas a sorprender, por ejemplo:

Pulir y abrillantar

Si pensabas que el pan sólo servía para comerse… ¡vaya equivocación!
Si pensabas que el pan sólo servía para comerse… ¡vaya equivocación!

¿Necesitas de una forma inteligente de limpiar tu molinillo de café? ¡Bueno, estás de suerte! ¡Coloca una rebanada de pan en el molino, y dale una oportunidad! Después puedes utilizar una toalla seca para retirar las migajas. Te impresionará el grado de eficacia con que el pan absorbe los diminutos restos de café, y te deja con un molinillo brillante.

Recogiendo los trozos

Si pensabas que el pan sólo servía para comerse… ¡vaya equivocación!

Dicen que no debemos llorar sobre la leche derramada. Sin embargo, levantar los fragmentos de un vaso roto puede causar un poco de preocupación, especialmente si hay niños en el hogar. La próxima vez que te debas "recoger los trozos" del piso... ¡piensa en pan! Es una maravillosa manera de atrapar esos fragmentos microscópicos.

¡Vaya, lo hiciste otra vez!

Si pensabas que el pan sólo servía para comerse… ¡vaya equivocación!

Dejaste al arroz cocinándose sólo un minuto más de lo necesario, y ahora quedó "pasado". Pero antes de tirarlo, prueba este consejo útil. Coloca una rebanada de pan sobre el arroz, coloca la tapa y deja reposar unos minutos. Verás lo bien que el pan absorbe el sabor y el olor a quemado. ¡Listo, a cenar!

Goloso / Golosa

Si pensabas que el pan sólo servía para comerse… ¡vaya equivocación!

No hay muchas cosas peores que servirte un trozo de pastel de fresa que sobró del cumpleaños, y notar que ya se echó a perder cuando lo estás masticando. ¡Giag! La próxima vez, ahórrate esta experiencia traumática, y cubre el borde abierto del pastel con rebanadas de pan. Este consejo mantendrá a tu pastel húmedo y delicioso por más tiempo.

Pobre dedito

Si pensabas que el pan sólo servía para comerse… ¡vaya equivocación!

Las astillas pueden ser pequeñitas, ¡pero vaya que duelen! En lugar de meter las pinzas al área sensible... ¡deja que la astilla salga sola! Coloca un trozo pequeño de pan directamente sobre la astilla, y luego asegúralo con un vendaje, o un curita. Déjalo así toda la noche. ¡Cuando despiertes por la mañana, encontrarás que la astilla ahora está en el trozo de pan!

¡A llorar se ha dicho!

Si pensabas que el pan sólo servía para comerse… ¡vaya equivocación!

Para muchos, cocinar puede ser una experiencia muy agradable. Pero tener los ojos irritados y llorosos cuando picas una cebolla… ¡no es lindo! La próxima vez que te enfrentes a la venganza de una cebolla, mete un trozo de pan en tu boca, y deja que sobresalga un poco. Así podrás guardar tus lágrimas por algo más importante, como manipular, o conseguir un obsequio caro.

Como una roca

Si pensabas que el pan sólo servía para comerse… ¡vaya equivocación!

Nada se parece al sabor dulce del azúcar morena, especialmente en las galletas de chocolate recién horneadas. Pero morderla cuando se ha vuelto piedra… ¡Auch! Cuando tengas azúcar morena que se ha petrificado, mete una rebanada de pan al frasco y deja reposar toda la noche. El azúcar absorberá la humedad del pan y de ablandará de nuevo. Entonces si… ¿qué pasó con esas galletas?

¡Quema, quema, quema, quema!

Si pensabas que el pan sólo servía para comerse… ¡vaya equivocación!

Nunca es buena idea tomar un elote con la mano directamente de la parrilla... ¡duele! Pero nadie puede olvidarse de la mantequilla sobre el maíz, ¿verdad? Pues bien, con este sencillo secreto el “en-matequillado” quedará listo en un momento. Utiliza una rebanada de pan como un “cojín” a prueba de calor entre tu mano y la mantequilla. Ahora sólo gira el elote de maíz y no vayas a babear demasiado.

Listo, ahora ya sabes que el pan es un delicioso alimento, y también es una herramienta formidable. ¡Que la fuerza del pan esté contigo!

Noticias relacionadas

Le cantó una canción a su bebé y obtuvo una de las reacciones más adorables que verás hoy

Le cantó una canción a su bebé y obtuvo una de las reacciones más adorables que verás hoy

Le cantó una canción a su bebé y obtuvo una de las reacciones más adorables que verás hoy