El escuadrón de Mujeres cazadelincuentes

El escuadrón de Mujeres cazadelincuentes

- En el barrio Veraguas de Bogotá se conformó un grupo de vigilancia que se hace llamar “Mujeres cazadelincuentes”

- El grupo de mujeres patrulla el sector en horas de la noche y alerta a la comunidad con pitos y alarmas. Solo van armadas de palos

- Las autoridades distritales no han dado una respuesta efectiva a la oleada de inseguridad que viven algunos sectores de la capital de Colombia

Un escuadrón que se hace llamar “Mujeres cazadelincuentes” se conformó recientemente, para hacer frente a la oleada de inseguridad que afecta al sector de Puente Aranda, en Bogotá. Al parecer, está compuesto por mujeres de diferentes edades y actividades, incluyendo amas de casa.

El escuadrón de Mujeres cazadelincuentes

[caption id="attachment_20823" align="a__center" width="657"] Fotografía: Belelu[/caption]

Las “cazadelincuentes” operan en el barrio Veraguas y de momento centran sus acciones en perseguir a los criminales que atracan a las personas cuando llegan de estudiar o trabajar a altas horas de la noche.

Según afirman, solo se han armado de palos, pitos y sirenas. Salen todas las noches a hacer rondas por el sector y alertan a la comunidad en cuanto detectan algún hecho violento o sospechoso. Dicen que no quieren ser confundidas con un grupo paramilitar, aunque estén intentando tomar justicia por su propia mano.

LEER TAMBIÉN: Amenazan de muerte al joven que le dijo a Uribe: “Los hijos de los ricos no van a la guerra”

El hecho se suma a varios episodios que vienen presentándose en la capital de Colombia y que están relacionados con el fantasma de la justicia privada.

Los ciudadanos adjudican el incremento de la inseguridad a la medida de desalojo que tomó el alcalde Enrique Peñalosa contra los habitantes de la calle que antes estaban instalados en el “Bronx”.

Related news

Le atribuyen grandes milagros a un grupo de delincuentes que ya murieron

Le atribuyen grandes milagros a un grupo de delincuentes que ya murieron

Le atribuyen grandes milagros a un grupo de delincuentes que ya murieron