Esta monja guardaba un oscuro secreto, mira que le sucedió

Esta monja guardaba un oscuro secreto, mira que le sucedió

-Esta religiosa tenía un terrible secreto, el cual estuvo confinado en las paredes del convento por muchos años

-Sin embargo, por fin la justicia tocó a las puertas del hogar de su hogar, y ahora deberá responder por sus pecados.

-Los macabros actos fueron llevados a cabo en el convento de la congregación de las Carmelitas Descalzas en Nogoyá, Argentina

Esta madre superiora fue capturada en un operativo de las autoridades para que responda ante la justicia por delitos tan graves, que han dejado en shock a la comunidad.

Esta monja guardaba un oscuro secreto, mira que le sucedió

Foto: Pixabay

El testimonio de una monja del convento La Congregación de las Carmelitas Descalzas fue crucial en la investigación contra la religiosa, a la cual se imputaran cargos por privación ilegal de la libertad, tortura y esclavitud.

La víctima describió  con detalle las atrocidades de la directora religiosa.“A la mordaza la conocí con la superiora. El látigo es una especie de flagelo que se hace con cuerdas, se lo pasa por cera derretida y se lo deja secar para que pegue más duro. Nos autoflagelábamos y nos pegábamos en las nalgas”. Asimismo, usaban otros métodos de castigo para librar la culpa, sentimiento que la madre superiora alimentaba, pues las hacia creer que habían actuado mal.

Por su parte, Ignacio Patat representante del arzobispado de Paraná, Entre Ríos, defendió a las Carmelitas y la autoflagelación como una norma del convento.Según él la autoflagelación “está permitida en las reglas de las carmelitas del convento". Además no considera que lo sucedido allí sea tortura. "No es castigo, sino disciplina. Tengamos en cuenta que los monasterios tienen diferentes reglas. Esta es la Regla de Santa Teresa, la vieja, por así decir, manera de vivir de las hermanas carmelitas”.

LEER TAMBIÉN: ¡Increíble video! Este bebé se sale del útero sin ayuda de los doctores

Las monjas de la congregación, también, hicieron defensa de estas prácticas en un video que subieron a una cuenta de Facebook que ya fue borrada. Allí parecían convencidas de que el castigo físico es lo que se necesita para que Dios perdone sus culpas. Aún así, la captura no se hizo esperar por los elementos de tortura hallados en el convento.

 

Noticias relacionadas

Pareja de 98 años recreó su boda en su 70 aniversario

Pareja de 98 años recreó su boda en su 70 aniversario

Pareja de 98 años recreó su boda en su 70 aniversario