Este león regañaba a su hijo, hasta que llegó la mamá del cachorro ¡Y la que se armó!

Este león regañaba a su hijo, hasta que llegó la mamá del cachorro ¡Y la que se armó!

Ser padre no es fácil, ni en la gran ciudad ni en la jungla. Uno de los aspectos más importantes que debemos tratar con nuestros hijos es la disciplina, pero de una forma adecuada para que no se sientan reprimidos pero que entiendan que hay reglas.

Claro que no siempre sale como uno desea, y no porque el niño no aprenda… sino porque regañan al papá… Y si lo dudan, pregúntenle a Luke, este león quien jugaba con Lusaka, una de sus hijas.

Este león regañaba a su hijo, hasta que llegó la mamá del cachorro ¡Y la que se armó!

Lusaka, quien es por naturaleza muy juguetona, mordía y se prendía de la cola de su padre, él sin mucha atención, siguiéndole el juego y jugando con ella, algo que realmente disfrutan mucho, incluso cuando el papá debe controlar a la pequeña.

Este león regañaba a su hijo, hasta que llegó la mamá del cachorro ¡Y la que se armó!

Claro que el regaño no le encantó a la mamá de Lusaka y como buena madre, reprendió al papá indisciplinado. ¿Qué opción tenía Luke? Hacerse chiquito, aceptar el regaño y caminar lejos con la cola entre las patas…

Este león regañaba a su hijo, hasta que llegó la mamá del cachorro ¡Y la que se armó!

¡Ni siquiera el rey de la selva se salva de una madre enojada! Para que nosotros también aprendamos la lección y no nos metamos con los chiquitos…

Este león regañaba a su hijo, hasta que llegó la mamá del cachorro ¡Y la que se armó!

Noticias relacionadas

Este bebé escucha por primera vez la voz de su mamá y tiene la reacción más tierna del mundo

Este bebé escucha por primera vez la voz de su mamá y tiene la reacción más tierna del mundo

Este bebé escucha por primera vez la voz de su mamá y tiene la reacción más tierna del mundo